4% DTO EN TODA LA WEB. CUPÓN: LUNALLENA

Un chocolate para cada receta

El chocolate es un alimento que se obtiene de las semillas de cacao que a través de un proceso industrializado da origen al chocolate. Su cultivo es originario de Mesoamérica y desde los años de 1900 a.c. ya existían registros sobre bebidas a base de chocolate en las civilizaciones mayas y aztecas. Desde entonces, ha estado presente y ocupa en el mercado un sitial de honor, no sólo en bebidas, sino que también ha sido incorporado en la elaboración de bollerías, panes, tortas, helados, galletas y un sinfín de combinaciones, que ha hecho del chocolate un ingrediente especial para elaborar diferentes recetas, de acuerdo a cada tipo. Hoy estaremos hablando de estos tipos de cacao y chocolates.

Chocolate desgrasado en polvo

El chocolate desgrasado en polvo es también conocido como cacao en polvo. Este es sometido a procesos industrializados para la eliminación de grasas y lograr la apariencia deseada. En la industria este tipo de chocolate desgrasado es utilizado en la elaboración de productos clásicos para untar, en elaboración de bebidas achocolatadas previa incorporación de leche, en batidos, en la decoración de café, en la repostería para hacer rellenos y también en decoraciones para mejorar la apariencia de los postres.  Si todavía no lo has probado y te gustaría hacerlo, te aconsejamos esta deliciosa receta de crema de avellanas y cacao casera, además es muy fácil y rápido!    


Cacao en grano natural

De estos granos de cacao se compone el chocolate y se denomina también chocolate crudo. Es la materia prima para la elaboración de alimentos, productos farmacéuticos, productos cosméticos e ingrediente básico en la elaboración de maquillajes y jabones. A partir de él se crea, en la industria alimenticia, las barras de chocolate, pasteles, leche achocolatada y una gran variedad de dulces. En casa lo puedes utilizar para elaborar helados, galletas, decorar pasteles o mezclar con muesli o yogur. El grano de cacao natural mantiene todos los nutrientes naturales sin adición de azúcares ni grasas. Además, a diferencia de los productos derivados del cacao, las semillas contienen fibra.


Chips de chocolate negro para hornear



También se le denomina chocolate negro en gotas gracias a su formato semejante a una gota. Esta variedad es ideal para utilizar en pasteles, magdalenas, galletas y cualquier otra preparación en la que sea indispensable el uso del horno. Su característica principal es que no pierde su formato pese a las grandes temperaturas de calor, conservando su presencia una vez lista la preparación. Es el chocolate favorito tanto en grandes como en pequeños una vez que llega a la boca.

PUEDES PROBAR ESTAS CHIPS PARA HORNEAR  ELABORANADO ESTAS ESPONJOSAS MAGDALENAS DE ESPELTA Y COCO

Chocolate con leche en pepitas

Está compuesta por una mezcla de 40% de cacao, manteca de cacao, azúcar y leche. Su color evidentemente es marrón claro y es el que tiene el sabor característico del chocolate comercial con un toque más dulce del que puede sentirse en el chocolate negro o cacao puro. Su textura es cremosa lo que lo hace ideal para hacer bombones, rellenos, decoraciones y fundiciones.


Chocolate fondant sin azúcar (Tableta para fundir)

El fondant de chocolate sin azúcar, es ideal para que sea consumido por personas que padezcan diabetes porque se encuentra endulzado con maltitol, un alcohol de azúcar sustituto de la sacarosa. El contenido de cacao presente en el fondant es de 70%, por tanto su sabor es intenso y persistente. Su facilidad para manipular lo hace ser el favorito a la hora de decorar tortas y cupcake.      

Utiliza el chocolate más adecuado para cada una de tus recetas ¡Ya tienes una pequeña guía para utilizarlo correctamente!

Y recuerda que en Casa Perris aún tenemos muchas mas variedades, consúltalas aquí

Por:

CASA PERRIS

Un maravilloso almacén antiguo de arroces, frutos secos, miel, harinas, chocolate y productos del cereal, en todas sus formas... UN PARAISO DE SENSACIONES!

Ante

Los orejones de albaricoque, una sana golosina

Sigu

Los piñones, fuente de proteínas y vitaminas