Algas de Galicia, verduras del mar para una sana alimentación



Las algas de Galicia es un producto que está tomando un gran auge en el mercado nacional e internacional, a tal punto que busca desplazar a las algas de Japón, un país con trayectoria potencial de producción de algas.

Los proyectos de cultivo de algas comenzaron en España específicamente en la región de Galicia a finales de la década de los 70. Se buscó aprovechar la inmensa potencialidad de esta zona costera por poseer una gran diversidad de especies marinas de macroalgas.

En un principio, la explotación de las algas fue orientada a la fabricación de alimentos con fines agropecuarios, incluso formó parte de la dieta de numerosas familias en épocas económicamente difíciles para aliviar el hambre. La evolución de sus estudios ha permitido industrializar su consumo, obteniéndose de ellas compuestos como el yodo y sales inorgánicas como la potasa para el uso farmacéutico y militar.

Desde entonces, la investigación, producción, explotación, comercialización y distribución de algas ha sido motivo de diversas regulaciones por parte del estado con la finalidad de no alterar el ecosistema natural de la biodiversidad marina. Es así como se han permitido al menos 3 variedades de algas comestibles, preferidas por sus propiedades y respeto al medio ambiente: espagueti de mar, wakame y alga percebe.

Espagueti de mar

Conocida con su nombre científico como Himanthalia eleongata y en diversos países como: thongweed, sea thong, cintas o correas. Ha sido parte de numerosas investigaciones, destacando el proyecto: 'Algas marinas alimentarias de Galicia' el cual involucró no solo a científicos, sino que también participaron productores y cocineros con la intención de promover su cultivo y su inclusión definitiva en la gastronomía.


Del espagueti de mar se reconoce su composición rica en fibras y hierro, además, puede consumirse de manera natural o cocida sin alterar su sabor. Con un potente sabor a mar y una textura firme y carnosa, hacen que su uso se convierta en el sustituto de los mariscos en la comida vegana y vegetariana.
Entre las propiedades que podemos destacar encontramos que es un alga que concentra al menos 10 veces más que el hierro presente en las legumbres, posicionándose como el alimento principal para evitar la anemia. Además, contiene cantidades importantes de calcio, fósforo y potasio.

En la cocina se reconoce el plato 'Espaguetis de mar al ajillo, con zanahorias', como uno de los más deliciosos preparados con este tipo de alga.

Wakame

Su nombre científico es 'Undaria pinnatifida', aunque comúnmente es llamado golfo, se trata de un tipo de alga que arrastra una tradición oriental profundamente arraigada en la cultura culinaria asiática. Su abundancia en las costas de Galicia la han convertido en una especie de verdura en la mesa diaria de los gallegos. Apareciendo con mayor frecuencia en ensaladas, sopas, arroz, empanadas. Es de las algas más versátiles entre las algas comestibles, ya que, aporta un uso casi ilimitado en la gastronomía.



Las formas de encontrarla en el mercado son en presentación natural o desecada. Su color es marrón y verde, su sabor, apreciado por una gran cantidad de paladares, es ligeramente yodado. En cuanto a su composición nutricional se posiciona como una fuente primaria de vitaminas, minerales y carotenoides, abriendo las puertas a la sana nutrición en mercados europeos, americanos y del norte de Australia y Asia.   

Entre sus beneficios destaca su gran poder adelgazante capaz de suprimir el apetito gracias a la presencia de fibras solubles. La presencia de fucoxantina otorga al wakame un intenso poder antioxidante, protegiendo a las células de los ataques de radicales libres. También es capaz de reducir el riesgo de sufrir un accidente cerebrovascular y controla el desarrollo de enfermedades como la obesidad, diabetes, ente otras.

En la gastronomía, el wakame es de uso infinito en consecuencia lo puedes utilizar en ensaladas, pastas, arroz, pescados, como plato principal, como acompañante, guisos, cremas, etc.            

Alga percebe

Su nombre científico es 'codium tomentosum' y es también conocido en otras latitudes como ramallo de mar o alga codium. Esta alga es llamativa por su posición erguida, redondeada, de elástica consistencia y de color verde intenso. Se presenta con una textura carnosa y sabor inconfundible que lo asemeja al percebe gallego, de allí el origen de su nombre.
En el mercado se encuentra fresco como principal presentación, incluso se recomienda comerlo crudo para apreciar su sabor, el cual es completamente distinto al resto de las algas.


Es un alga rica en ácido oxálico, compuestos fenólicos, de elevado contenido en calcio y fibras lo cual hace de esta alga un alimento importante para las dietas de atletas. En la gastronomía se reconoce como una sana alternativa que combina con todo.

En definitiva, comer algas se ha convertido en una alternativa sana y saludable de alimentarse, lo mejor es que no hace falta que mantengas un régimen de alimentación vegana, ¡sirve para todos!     




CASA PERRIS

Un maravilloso almacén antiguo de arroces, frutos secos, miel, harinas, chocolate y productos del cereal, en todas sus formas... UN PARAISO DE SENSACIONES!

Ante

Qué es la moringa, sus beneficios y cómo tomarla

Sigu

Menjablanc